TIP1

Cuando guardes los huevos en la nevera no los laves, es preferible que lo hagas apenas vayas a consumirlos, ya que puedes activar bacterias que pueden ingresar al interior.